martes, 7 de junio de 2016

UN HOMBRE PERFECTO (UN HOMME IDEAL) -2015-

TODO POR UN SUEÑO…Y MANTENER EL STATUS SOCIAL 


Calificación: 2,5/5



Patricia Highsmith revisitada con tantas arbitrariedades como diversión. Así podría resumirse este recomendable film francés que aúna con soltura entretenimiento y cierta perspicacia social. Es cierto que el argumento y las diversas peripecias por las que pasa el protagonista no superarían el más mínimo análisis de la lógica policial, pero el espectador admite esos puntos débiles porque uno se lo pasa muy bien asistiendo, como voyeur, a como se va complicando la vida de este impostor que se esconde en mentiras cada vez más grandes en una forma de huida hacia adelante convertida en leit motiv vital.

 La película retoma un tono clásico de intriga de suspense burgues muy en la línea de la famosa novelista en la que el éxito profesional y sentimental se sobrepone a cualquier condición moral.

El film tiene un ritmo perfecto, una ajustada dirección y perfectas interpretaciones (la bellísima Girardot está radiante en su papel) pero el guión obliga a la suspensión de la incredulidad demasiadas veces.

Finalmente, el desenlace cierra el círculo de manera demasiado perfecta y con un exceso de justicia poetica que hace perder fuerza al conjunto.

A sus 25 años, Mathieu, sigue soñando con ser un escritor de prestigio, pero a pesar de todos sus esfuerzos, no consigue publicar nada. Mientras tanto, se gana la vida en la empresa de mudanzas de su tío. Su destino dará un vuelco el día en que, por casualidad, se tope con el manuscrito de un anciano solitario que acaba de morir. Al principio tendrá escrúpulos, pero acabará por publicarlo a su nombre. Una vez convertido en la nueva promesa de la literatura francesa, se espera con impaciencia que escriba su segunda novela. La vida de Mathieu se convertirá entonces en una maraña de mentiras cuyo único fin es preservar a toda costa su secreto.

No hay comentarios: